Patrimonio Arqueológico en los Ecosistemas Kásticos de Sonsón

En el extremo oriental de Sonsón, entre los ríos Samaná Sur y Claro Norte afloran montañas de mármol que, en su contacto con el agua, a lo largo de muchos siglos desarrollan cañones, cavernas y cuevas que por sus características únicas forman un ecosistemas especial llamado kárstico, que fue ocupado por los primeros pobladores del territorio desde hace 8.000 años hasta la llegada de la conquista europea. Estos sitios hacen parte del Patrimonio Cultural de Sonsón e indican lugares que son claves para la conservación de la diversidad ambiental y cultural de municipio.

Las investigaciones arqueológicas desarrolladas en los corregimientos de San Miguel, La Danta y Jerusalen han permitido identificar 13 sitios arqueológicos, algunos de ellos se destacan por la presencia de grabados y pinturas sobre las paredes de las carvernas, lo que permite relacionarlos con sitios de importancia para el desarrollo de rituales comunitarios y desde entonces han sido respetados como lugares sagrados por permitir una conexión con el inframundo. También se han identificado abrigos rocosos que sirvieron de refugio temporal para la realización de actividades de caza y pesca.

La caverna La Gruta está ubicada en el corregimiento La Danta del municipio de Sonsón, cuenta con tres niveles de túneles y galerías: el nivel inferior tiene por lo menos ciento cuarenta metros de longitud y ocupa mil metros cuadrados . Es cruzada por la quebrada Las Iglesias.

Su interior es rico en espeleotemas: estalacticas, estalagmitas, columnas y otras formaciones minerales de gran valor científico para el estudio de la ecología regional y es el habitat de gran cantidad de especies.

En el nivel inferior se destaca la presencia de petroglifos a la entrada y salida de la caverna. Son elaborados con una técnica que consiste en tallar las paredes de la roca dando golpes de poca profundidad para formar con puntos las formas de los grabados. Representan figuras abstractas, animales, chamanes o líderes espirituales realizando rituales.

En el nivel intermedio se encuentra alojada la colonia de los guácharos (Steatornis caripensis), aves nocturas que se ubican por ecolocalización en condiciones de poca luz y que son de gran fragilidad ecológica.

El nivel superior se destaca por la presencia de pictografías: dibujos realizados con pigmentos sobre las paredes de la carverna. Este nivel es bastante importante, dado que en los abrigos y en las galerías se observó fragmentos de material cerámico y herramientas de piedra.

La fase I y II de inventario arqueológico en Los Sistemas Kárticos de Sonsón se ha financiado con recursos provenientes de las convocatorias de Iniciativas en Patrimonio del Instituto de Cultura y Patrimonio de Antioquia.

La ejecución de los proyectos ha sido apoyada institucionalmente y científicamente por el Instituto de Estudios Regionales – INER – de la Universidad de Antioquia.

Ve la exposición completa en el siguiente enlace: https://youtu.be/i0x2EEeiLi0

Share this...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*