Club de Caminantes Sol de Páramo sigue abriendo caminos

Entusiasmados por disfrutar del contacto con la naturaleza, el domingo 28 de julio, el Club de Caminantes Sol de Páramo con la participación de 17 personas realizó un nuevo recorrido que en esta ocasión partió del Mirador del Cristo del Páramo hasta la vereda La Paloma en el Municipio de Argelia.

La salida fue a las 7 de la mañana desde el Parque Principal Ruíz y Zapata donde los caminantes abordaron la chiva que se dirigía hacia Argelia. En el Cristo del Páramo, todos se bajaron y después de un breve estiramiento y calentamiento, iniciaron la travesía que duró aproximadamente siete horas.

El grupo estuvo acompañado por un guía y campesino de la zona, Don Javier Gallego, que entre cuentos e historias, los iba guiando por este camino que antiguamente comunicaba a Sonsón con el vecino municipio de Argelia.

El trayecto tiene un alto grado de dificultad por ser una pendiente la cual hay que caminar con cuidado y atravesar los diferentes obstáculos que la misma naturaleza presenta.

Gran parte del recorrido fue en medio del bosque alto andino, el cual presenta una variada vegetación, nacimientos de agua y diversidad de fauna flora. Esta ruta es especial para el avistamiento de aves.

Como anécdota, los caminantes tuvieron que enfrentar un enjambre de abejas africanas que con el movimiento y las pisadas lograron molestarse. Por fortuna, no hubo ningún hecho que lamentar.

Finalmente, algunos caminantes disfrutaron de las cristalinas aguas del río la Paloma, a unos cuantos kilómetros de la carretera, donde nuevamente esperaron una chiva de Argelia que los trajo de regreso al casco urbano del Municipio de Sonsón.