Cornare implementó proyecto piloto para recuperación de áreas deterioradas por minería

Con una inversión superior a $365 millones por parte de Cornare y la Secretaría de Minas de la Gobernación de Antioquia, en el corregimiento de San Miguel del municipio de Sonsón se implementó un proyecto piloto que incluyó la recuperación de áreas deterioradas por minería no legalizada, a través de tratamientos biológicos de aguas y lodos contaminados por mercurio, así como restauración productiva y el acompañamiento técnico a mineros de subsistencia y pequeños mineros.

Después de un proceso de revisión satelital en los 26 municipios de la jurisdicción Cornare, se identificaron 9 municipios con mayor presencia de hectáreas degradadas por minería no legalizada, (Alejandría, Cocorná, Concepción, Puerto Triunfo, San Francisco, San Luis, San Roque, Santo Domingo y Sonsón), de los cuales Sonsón con 463,01 hectáreas y San Roque con 164,78 hectáreas, fueron los municipios donde se registraron los mayores indicadores y por ende, se priorizaron para implementar el proceso piloto.

Según explicó Diana Henao García, Jefe de la Oficina Ordenamiento Ambiental del Territorio y Gestión del Riesgo de Cornare “hoy podemos mostrar a la opinión pública la eficiencia con que se desarrolló este trabajo, muy importante en la campaña contra el mercurio, nos permite sensibilizar a la comunidad para que este elemento no sea utilizado en las actividades mineras, e iniciar la recuperación de áreas que han sido altamente impactadas y que se convierten en pasivos ambientales”.

En los 9 municipios con mayores extensiones de tierra afectadas por minería no legalizada, se realizó la caracterización abiótica, biótica y socioeconómica de las áreas degradadas, para definir la mejor alternativa a implementar en la recuperación de terrenos y descontaminación de aguas contaminadas con mercurio. De esta manera, dentro de este piloto, en el municipio de Sonsón se realizó la restauración de 15 hectáreas de suelos degradados a través de arreglos silvopastoriles, un conjunto de iniciativas que buscan volver más eficientes los

proceso de recuperación de los ecosistemas degradados por la minería ilegal y de subsistencia, además de un tratamiento de biorremediación de lodos y aguas contaminadas con mercurio, en un lago del corregimiento San Miguel.

Dentro del convenio también se realizó la capacitación de 423 mineros de Puerto Triunfo, Sonsón y Alejandría, para que inicien su proceso de formalización.

Fuente: Oficina de Comunicaciones CORNARE

Share this...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*