Capítulo 9|Obediencia y Sumisión

1.Cosa muy valiosa es estar sujetos, vivir sometidos a un superior y no disponer de sí mismos. Es más seguro obedecer que mandar. Muchos están sometidos más por fuerza que por amor y por eso sufren y critican con toda imprudencia. Jamás llegarán a la libertad de espíritu si su sumisión no procede de lo profundo del corazón y si no está arraigada en Dios.

Aunque tú andes de un lado para el otro, no hallarás paz si no en la humilde sujeción de un superior que te guíe. El soñar continuamente el cambio de lugar ha engañado a muchos.

Mira también: La caridad hay que profesarla hacia todos, pero hay que evitar la familiaridad

Fuente: Tomas de Kempis. La Imitación de Cristo. Edición Paulinas.

Share this...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter